4-4-2 debate fin!

A eso me refiero. Que la defensa, o directamente se practica en 1×1 o incluso cuando es en zona, hay vigilancia al rival dentro de tu zona, lo que no deja de ser acercarte a él, aunque no le encimes ni lo marques por detrás. Por eso, como tu bien dices, si juegas contra un sistema que no sea tu mismo 4-4-2, tienes que adaptar las posiciones de tus jugadores al defender. No vas a dejarle al rival un hombre libre “gratuitamente”, solo porque tu juegas con esa distribución de partida. Si te crean superioridad en una zona, habrá que tapar ese hueco.
Una de las ventajas del 1-4-4-2 y todo sistema que alinee a 2 puntas es que con al haber 2 referencias se fija a los 2 centrales rivales, impidiéndoles en muchos casos dar apoyos a los laterales.
Hablando de entrenadores fieles a un sistema y poco amigos de transformarlo a lo largo del encuentro, el gran ejemplo sería Johan, ¿no? Su Barça del 3-4-3 parecía innegociable (excepto en el Bernabéu). 
Encontrarás las novedades sobre camisetas de futbol de clubes y selecciones.
Vaya aportaciones que os habéis marcado cracks!!!
Una vez escuché a mi primo (licenciado en ciencias exactas) decir que el 442 es la forma más racional de ocupar los espacios de un terreno de juego. Y por lo que leo y he podido comprobar a lo largo de mi vida, puede ser que sea así. A mí, es uno de los sistemas que más me han gustado desde siempre. 
Una vuelta de tuerca… ¿Quiénes serían los hombres más apropiados para el 442? Ahí van los míos. 
Courtois; Cafú, Baresi, Puyol, R. Carlos; Figo, Scholes, Redondo, Caminero; Shevchenko y Falcao. En el banquillo, Illgner, Hierro, Baraja, Seedorf, Vicente y Raúl.
Fernando Redondo jugó en 442 con Seedorf de compañero. Imagínante si puede ser marcador. Luego, ese equipo fue campeón de Europa, pero con Clarence en la derecha y Karembeau al lado de Redondo, para fortalecer las zonas interiores (era la zona de Zidane). Pero un ya te digo, con Capello el doble pivote fue Redondo-Seedorf. Es cierto también que en la recta final del campeonato, uno de los primeros cambios era el centrocampista de la derecha (Víctor o Amavisca) y la entrada de Sanchís en el medio y Clarence pasaba a la banda. Pero si Redondo pudo jugar y destacar al lado del holandés, ya te digo que lo haría a las mil maravillas con Scholes. Claro, son hipótesis…
Camisetas de fútbol de selecciones nacionales del Mundial 2018, no te pierdas!
Es cierto que el 1-4-4-2 simétrico es un sistema estándar, “fácil” de emplear y ejecutar, que permite ocupar todo el campo y beneficia las sociedades. 
Pero puede volverse un sistema plano si es que no hay algunos movimientos que permitan formar más líneas de pase. 
Si uno de los puntas, alguno de los medios externos o de los mediocentros no se posiciona entre líneas a la espalda de los medios rivales, este 1-4-4-2 se vuelve plano y la circulación del balón se trasforma en una “U”, ya que va de lado a lado sin profundizar buscando superar líneas rivales.